Proyecto aportará modelo de áreas verdes con mínimo consumo hídrico en Iquique gracias a plantas del desierto

0
40
27 de Marzo de 2021 / IQUIQUE En toda la ciudad se aprecia una escasa presencia de personas en las calles, en las que también no se observan controles sanitarios vehiculares ni peatonales. En la imagen, Playa Cavancha y al fondo sector de la península. FOTO: CRISTIAN VIVERO BOORNES/AGENCIAUNO

La iniciativa, apoyada por el Gobierno Regional, impulsará la habilitación y mantenimiento de jardines públicos en la comuna, utilizando especies xerófitas nativas. La propuesta permitirá ahorrar casi mil millones de pesos anuales en costos de riego y habilitar espacios urbanos más sustentables para recreación, contemplación y esparcimiento con identidad territorial.   

:::::::::::::::::: 

Utilizar especies vegetales del desierto con mínimos requerimientos de agua y que contribuyan al mejoramiento de los espacios urbanos, es uno de los propósitos del proyecto “Transferencia Innovación en Áreas Verdes Públicas con Plantas Nativas de Bajo Consumo Hídrico”, financiado por el Fondo de Innovación para la Competitividad (FIC) del Gobierno Regional y Consejo Regional de Tarapacá.

La iniciativa que potencia el uso de especies vegetales xerofíticas del desierto es impulsada y ejecutada por la Facultad de Recursos Naturales Renovables de la Universidad Arturo Prat (UNAP) para innovar en la gestión de áreas verdes públicas y avanzar hacia un modelo paisajístico de eficiencia hídrica, sustentabilidad ambiental e integración social.

El proyecto busca desincentivar la práctica de un alto gasto hídrico en la mantención de áreas verdes y fue presentado oficialmente por el científico de esa Facultad, Dr. José Delatorre Herrera, junto a su equipo de investigadores, investigadoras y profesionales.

EN IQUIQUE  

El alcalde de Iquique, Mauricio Soria, suscribió un convenio con la UNAP para la ejecución del proyecto en la comuna. La autoridad comunal valoró la propuesta y sus aportes futuros.

“Estamos muy felices, agradecidos con la Universidad Arturo Prat, con el gobernador y el gobierno regional que apoyó este proyecto. Y que nos va a dar grandes resultados (…) El agua es un tema fundamental, sobre todo en el desierto más árido del mundo. Entonces tenemos que cuidar el agua y este es un gran paso que estamos dando junto a la Universidad y al Gobierno Regional”, dijo el alcalde.

TRABAJO CIENTÍFICO 

El vicerrector de Investigación e Innovación de la Universidad, Ezequiel Martínez Rojas, quien firmó el acuerdo junto al alcalde Soria, señaló que este trabajo científico, además de renovar y aumentar las superficies de áreas verdes, favorecerá el bienestar y calidad de vida entre habitantes de Iquique. Y destacó que podrá ser un modelo a nivel nacional.

“Estamos ciertos que tanto nuestra Universidad Arturo Prat como la Municipalidad de Iquique, podemos liderar a nivel nacional con esta hermosa iniciativa y ser un ejemplo a seguir de cómo enfrentar este grave problema, que no solo se aprecia en diversas partes del norte del país, sino que cada vez más en muchas regiones de Chile. Me refiero a la falta de agua, lo que afecta las áreas verdes y con ello el bienestar de nuestras comunidades y territorios”, dijo el vicerrector Martínez.

ESPECIES ENDÉMICAS 

El proyecto “Transferencia Innovación en Áreas Verdes Públicas con Plantas Nativas de Bajo Consumo Hídrico” también aportará valor patrimonial y funcional a especies endémicas de la Región de Tarapacá, cuya adaptabilidad a las condiciones edafoclimáticas del desierto y su bajo costo de mantención, posibilitarán la implementación de mayores espacios sustentables requeridos por las comunidades. Así lo destacó el Dr. José Delatorre Herrera, académico de la Facultad de Recursos Naturales Renovales y director de esta iniciativa.

“Bajo una estimación preliminar, esta propuesta permitirá a la Municipalidad de Iquique y a quienes puedan replicar este modelo paisajístico, sustentado en eficiencia hídrica y de operación disminuir a futuro en casi un 65% el esfuerzo económico en la mantención operacional de áreas verdes comunitarias; permitiendo de esta forma aumentar potencialmente las superficies de áreas verdes con el mismo esfuerzo económico de la mantención del sistema actual de plazas y jardines”, explicó el Dr. Delatorre.

MIL MILLONES 

El académico detalló que Iquique tiene actualmente 250 mil metros cuadrados de áreas verdes públicas, lo que significa un metro cuadrado de éstas por habitante; superficie inferior al promedio nacional de 4,2 metros cuadrados por persona.

Precisó que la comuna posee una jardinería en espacios públicos con métodos propios de la zona central, donde no hay restricciones hídricas. Es decir, hay superficies con césped y especies ornamentales de otras regiones, con un alto requerimiento de agua para riego y procesos de fertilización.

“El riego para la mantención de estas áreas verdes públicas se realiza con agua potable, lo que tiene un alto costo anual para el municipio de Iquique. Según una estimación, el consumo promedio es 3,7 litros por metro cuadrado cada día, lo que implica aplicar volúmenes de aproximadamente 805 mil 704 metros cúbicos por año. Algo que llevado a dinero significa casi mil millones de pesos anuales”, señaló el investigador.