Directora del premiado cortometraje Iquiqueño “Estrellas del desierto” realizará exhibición gratuita en salón Tarapacá

0
188

La historia de Antay y sus amigos en Pachica llegará este próximo jueves 2 de noviembre al Salón Tarapacá, ya que se realizará una exhibición gratuita del cortometraje “Estrellas del Desierto”, a partir de las 19.30 horas, con la presencia de su directora, Katherina Harder, quien conversará con la audiencia presente.

Una invitación que realiza la seremi de las Culturas, las Artes y el Patrimonio junto a Volcánica y la Ilustre Municipalidad de Iquique a toda la comunidad de Iquique y a los turistas que se encuentren visitando la ciudad para que se acerquen ese día hasta el salón y puedan disfrutar de una película que ha llevado el nombre de la región de Tarapacá y de Iquique por todo el mundo gracias a las decenas de premios y galardones que “Estrellas del Desierto” y el equipo encabezado por Katherina Harder, ha recibido en importantes festivales de cine.
De hecho, hace poco, el cortometraje iquiqueño recibió el Premio de Honor en el Japan Prize de Tokio y la semana pasada, el premio a “Mejor corto internacional” en el Festival de Cine a la Calle” de Colombia, sumando así, 56 premios internacionales.

Cabe recordar, que este trabajo audiovisual fue calificado para los premios Óscar 2023. Además, estuvo seleccionado en más de 150 festivales internacionales de más de 35 países, e incluso, fue estrenado en salas de cine nacional y reconocido con el Premio Especial Cátedra de la UNESCO, en el Festival Internacional de Cortometrajes “Visualízame, ya que “Estrellas del Desierto” aborda uno de los principales temas que preocupan a UNESCO, el desarrollo sostenible del agua.

“Estrellas del Desierto” fue filmada al interior de la región de Tarapacá y narra la historia de Antay, un niño de 12 años que vive en la comunidad de Pachica y que observa cómo su pueblo comienza a desaparecer por el abandono y la sequía. Junto a un pequeño equipo de fútbol conformado con amigos, intentará aprovechar los últimos rayos de sol, fragmentos de su infancia y lazos de quienes aún resisten.